Una ceremonia civil en una finca privada

Organizamos todo de principio a fin. Desde la elección del catering hasta el diseño, planificación y supervisión de la boda.

Nuestra faceta de weeding planner, a nuestra forma, porque somos nosotros los que hacemos muchas de las partidas de una boda. La experiencia nos ha enseñado que para determinados eventos mejor hacerlo nosotros mismos.

Empezamos con la ceremonia civil. Decidimos hacerla en mitad de la finca. Un cambio de última hora nos hizo cambiar de lugar.

Diseñamos y montamos una trasera vegetal. Esto nos permitiría tapar la zona de atrás y delimitar la zona.

Los novios no querían una boda al uso. Con un protocolo rígido. Como decimos siempre a este tipo de novios. Está bien esa «relajación» pero siempre hay que mantener unos mínimos protocolarios. Si están ahí será por algo y siempre hay que respetarlos.

Empieza el montaje.

Tapar esa carpa, delimitar la zona de la ceremonia civil, crear una escenografía única. Primer viaje de la furgoneta, hubo muchos más, lleno de sillas, sofás, taburetes,… todos diferentes.

La trasera vegetal va cogiendo forma, las paredes de la carpa los hemos cambiado por unos cortinones, el montaje de sillas va cogiendo forma,…

Objetivo cumplido, trasera tupida y zona delimitada.

Todo nuestro mobiliario en su lugar. Pronto os enseñaremos más de este trabajo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *